El Espanyol se alzó con el IV Torneo Internacional de LaLiga Promises tras derrotar al Valencia en la final del campeonato disputado en Hoboken, Nueva Jersey. Los pericos rompen la hegemonía de sus vecinos, el Barça, que habían ganado siete de los últimos ocho torneos.

Los blanquiazules, que sólo han recibido un gol en todo el campeonato, doblegaron por la mínima a un gran Valencia en la final, que se decidió por detalles. Enric, justo antes del descanso, hizo el único gol del choque al aprovechar una serie de rebotes en el área che.


En la segunda mitad, los valencianistas lo intentaron de todas las formas, pero la escuadra espanyolista no se descolocó y con su gran entramado táctico frustró las opciones del rival. Finalmente, y bajo la lluvia de la localidad estadounidense, los chico de Eric Llorca levantaron un título muy deseado y que les sirvió para redimirse de la final de Villarreal de hace siete días, donde quedaron a las puertas de la gloria.

La parroquia perica puede estar tranquila. La fábrica de talentos blanquiazul va teniendo listos a los próximos Gerard Moreno y compañía, y qué mejor manera que ir calentando para lo que les espera en el futuro alzando un campeonato.

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario
Nombre