Raúl De Tomás es el gran fichaje del Espanyol en el mercado de invierno. Su llegada ha cubierto la gran necesidad que tenía el conjunto blanquiazul: un delantero centro con mucho gol y contrastado, con capacidad de liderar el ataque perico.

‘RDT’ ilusiona al espanyolismo, pero el club es consciente de las carencias que tiene la actual plantilla y sigue trabajando para reforzar al equipo. Con los objetivos de fichar a un extremo y un central, también se debe tener muy en cuenta el capítulo de salidas.

En estos momentos, el primer equipo tiene 24 fichas ocupadas con la incorporación de Raúl De Tomás. El límite son 25 y la última la puede ocupar Víctor Gómez en las próximas semanas: el canterano está a 5 partidos de tener ficha profesional (el mínimo son 15 encuentros oficiales según su contrato).


Salvo que cambien las condiciones salariales y contractuales del lateral diestro (como sucedió con Pol Lozano y Víctor Campuzano para ocupar fichas del filial), la última vacante del primer equipo quedaría cubierta. De todas formas, el Espanyol pretende dar salida a algunos futbolistas.

Facundo Ferreyra, con muchos números de salir del Espanyol en enero.

Facundo Ferreyra y Pipa son los principales candidatos a marcharse de la disciplina perica en enero. El delantero argentino debería romper su cesión en el Espanyol y el canterano saldría a préstamo. Quedan dos semanas para finalizar el mercado de invierno y al club blanquiazul aún le queda mucho trabajo por delante.

Comentarios

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario
Nombre