La llegada de Rubi y la finalización de la cesión de Carlos ‘La Roca’ Sánchez pueden dar un nuevo rumbo a la trayectoria en el primer equipo de Marc Roca. Hasta el momento el canterano perico apenas ha podido disfrutar de continuidad: Quique Sánchez Flores no apostó firmemente por él en ningún momento y David Gallego tuvo pocos partidos para demostrar que sí confiaba en el centrocampista.

Aún así, el técnico del filial blanquiazul fue un rayo de luz y esperanza para Marc Roca. En los últimos partidos de la pasada temporada volvió a la rotación del equipo acumulando algunos minutos de calidad. Ahora, el mediocentro afronta con mucha ilusión la campaña 2018-2019.

La idea futbolística de Rubi favorece mucho más a las características de Marc Roca. El juego asociativo es uno de los aspectos fundamentales que quiere implantar el nuevo entrenador del Espanyol. Un factor que le obliga a apostar por centrocampistas que hagan fluir la circulación del balón y conviertan al equipo en dominador de los partidos a través de la posesión. En definitiva, son virtudes que posee el canterano perico.


Todo lo anteriormente expuesto junto a la fortaleza mental que ha adquirido Marc Roca tras aguantar una temporada sin contar con Quique Sánchez Flores permite pensar que la nueva campaña puede ser la suya. El futbolista ha publicado en sus redes sociales varios mensajes en los que se detecta la ilusión con la que afronta el curso 2018-2019.

En las imágenes que ha colgado el canterano blanquiazul en sus redes sociales también se puede observar su impresionante estado físico antes de comenzar la pretemporada. El jugador se ha ejercitado a conciencia en las últimas semanas para llegar a tope a los primeros entrenamientos. Quiere convencer a Rubi desde el primer momento. Marc Roca tiene una gran oportunidad de romper definitivamente las puertas del primer equipo y lo va a intentar a toda costa.

Comentarios

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario
Nombre