Robert Hernando.- Que el Espanyol es muy grande eso ya lo saben los lectores de La Contra Deportiva. Como muestra esta pequeña anécdota… Ayer noche asistí al concierto del gran artista Raphael, con muy buena y blanquiazul compañía, dicho sea de paso.

Antes del concierto, viaje a barra, en uno de los pasillos me encuentro de frente con dos chavales con la camiseta del Espanyol sentados en la grada. Concierto de Raphael. Yo era de los que bajaba la media de edad, gente bien arreglada, público refinado, en definitiva gente bien. Y ahí estaban dos chavales con sus camisetas del Espanyol, sentados esperando la subida del telón.

Obviamente me acerqué a ellos, que por cierto, se confesaron lectores de La Contra Deportiva, y estuvimos charlando con esa complicidad con la que uno es capaz de hablar con alguien del Espanyol sin conocerlo de nada, porque sabes cómo piensa, como vive, porque sin duda has compartido decenas de vivencias aún sin conocerte. ¿Qué sabe nadie?

Y sí, yo sabía a qué habían ido y ellos me lo confirmaron. Bernardo y Josep, dos jóvenes pericos pertenecientes a La Grada Canito, querían escuchar en vivo y en directo “Mi gran noche”. Me explicaron que habían ido a todas las eliminatorias de aquella copa del 2015, de la que charlábamos hace poco aquí con el mister Sergio Gónzalez y que cuando salieron las entradas de Raphael sintieron que tenían que ir a verlo en directo.

La banda sonora de aquella copa fue la mítica y motivadora canción de Raphael “Mi gran noche” que La Curva convirtió en cántico de animación de forma magistral, incluso los jugadores del primer equipo hicieron un vídeo promocional con la melodía. Todos los pericos disfrutamos de aquella Copa, de aquella melodía que nos hizo sentir orgullo se ser pericos de ser de ese Espanyol al que muchos queremos “con la fuerza de los mares y con el ímpetu del viento”.

Brindo porque esta temporada se repita algo similar y nuestra temporada sea de: ¡Escandalo! Porque yo, como tú, “soy aquel que por la noche te persigue”.

VISITA LA TIENDA CEF DE LA CONTRA DEPORTIVA