En estas últimas fechas mucho se habló de la “Catalonia Cup” o como se llame esa copa de chichinabo promovida por la FCF de la que hemos sido excluidos porque los federativos de turno andaban como locos por organizar un Barça-Girona (de la ciudad de Gerona) a guisa de escaparate balompédico del así llamado “procès”… es decir, de esa plúmbea sección fija que sale a diario en los noticieros TV justo antes de la previsión meteo. Suspiraban por librarse del RCDE y el ascenso a primera división del Girona (¿De qué ciudad?) les sirvió en bandeja de plata la excusa largamente esperada.

Si por mí fuera, esa copa no la volvería a jugar el Español en la vida. Tras incontables humillaciones y desprecios, uno tiene el cupo lleno y ya no le quedan ganas de poner la otra mejilla, pasaje evangélico que nunca fue de mi agrado. La “barça cup”, o “catalonia cup”, se la pueden confitar y meter, en forma de grueso supositorio de (nitro-) glicerina por salva sea la parte. Nada se nos ha perdido en esa cochambrosa verbena.

Días atrás recibí un correo electrónico de Pepe Pótamo, lector de LCD a quien mando un saludo perico e “hipohuracanado”. De niño, era más del gallo Claudio y del perro Bruno, siempre a la greña, pero recuerdo con cariño a ese otro personaje de animación que surcaba los cielos en una barcaza propulsada por un globo aerostático y tenía un monito travieso por grumetillo. A lo que voy, dicho lector me ha mandado una propuesta confiando en que difunda su iniciativa en un palote, y éste es el día. Extractando un poco el contenido, aquí doy traslado de su petición dirigida al club.


“El RCD Español ha sido una vez más víctima del desprecio de las instancias federativas locales. Por esa razón nuestro club no habría de disputar nunca más ese trofeo en su formato actual: en partido único y siempre contra el FC Barcelona, el mendazmente autodenominado “club de los valores”. Nuestro sentimiento ha sido tan reiteradamente ofendido que el RCDE, en nombre y representación de sus aficionados, debe declinar en adelante la invitación a participar en dicho torneo”.

“Con todo, el compromiso del RCD Español con el fútbol territorial está fuera de duda. En ese ámbito, por trayectoria histórica, no recibimos lecciones de nadie. Nuestro club debería hacer las gestiones oportunas para impulsar una fórmula de campeonato que represente de veras al genuino fútbol catalán e incluya, además de al RCD Español, a los clubes catalanes, excluidos los filiales, que militen en la Segunda División del fútbol nacional, en el grupo III de Segunda B y en el grupo V de Tercera División, con eliminatorias hasta la disputa de los cuartos de final o semifinales, cuando entraría en liza nuestro amado club. Este formato sí constituiría una auténtica y participativa competición y no ese bodrio desnaturalizado para exclusivo lucimiento del Barça y autobombo de la clase política local”.

Ésa es la idea. A mí me gusta y ya estoy pensando en enviar una carta parecida al RCDE, razón social: palco del Liceo, por mensajería aérea e hipohuracanada. No tiene mala pinta, pues implicaría a muchos clubes del fútbol modesto con extendida capilaridad por todo el territorio, crearía una densa red de colaboración y sana competencia y, eso es lo bueno, sin estar tutelada por los malos, mala sombra. Así que, aguja e hilo y “a quien pueda interesar”.

¿Dificultades? Muchas. Entiendo que el señor Pótamo pretende excluir de la organización del hipotético torneo a los fámulos a sueldo del Barça en la FCF. Sus detractores dirán: “No es posible montar una feria de esa naturaleza al margen de las instancias federativas con mando en plaza”… pues pareciera, de entrada, que ignorar a la FCF sería como vulnerar la ley, el llamado “marco legal y competencial”.
Sí, pero… no olvidemos nuestras coordenadas “espacio-tiempo”. Somos catalanes. Vivimos en Cataluña… donde todas las ilegalidades concebibles tienen asiento. Aquí las leyes se respetan al gusto de la autoridad de turno: ésta sí, aquella no. Lo vemos un día sí, otro también, y ya desde hace años. Me explico: si hay quienes se limpian el trasero, pongamos por caso, con la vigente Constitución, ley máxima, y la misma que, con arreglo a su articulado, hace de esas mismas personas representantes de la ciudadanía… ¿Qué nos impide hacer lo propio con las atribuciones de una FCF parcialísima que obedece a los intereses del “eje del mal” y pasa olímpicamente del RCDE?… De modo que, por mí, Barça y su excrecencia gerundense (*) pueden disputar ellos solitos su filfa de “Catalonia Cup” hasta el día del Juicio Final.

(*) Tras los resultados de la jornada 32 parece improbable que el Girona FC nos adelante en la tabla, lo que situaría al RCDE en la odiosa tesitura de disputar la próxima edición de ese truño de trofeo. Vuelta la burra al trigo. Que el Altísimo aparte de nuestros labios ese amargo cáliz.

Despacho de última hora:- Octavi, el mosso más perico, contrariamente a lo que dicta el sentido común, no ha sido ascendido a Jefe del Cuerpo policial, sino sancionado con 15 días de empleo y sueldo por llamar “idiota” a un idiota.

Javier Toledano Ventosa

Perico de Los Palotes

Peñista en Doctor Gert

Comentarios

Comentarios

4 COMENTARIOS

  1. Por supuesto que lo ideal sería competir de forma directa como mínimo los 8 equipos catalanes mejor clasificados e incluso invitar a algunos de los históricos (Europa, Sants) pero teóricamente existen problemas de calendario. A partido único en tal charlotada deberá participar sin más remedio el RCDE porque al ritmo que van Lleida, Gimnastic, Reus y ya veremos como acaba la temporada el Girona de la ciudad de Gerona, no parece viable su existencia a mediano plazo como equipos profesionales.
    Por una vez y sin que sirva de precedente no comparto su propuesta, debemos de jugar el partido aunque sea con un equipo alternativo. Hemos ganado dicha competición muchas veces. Imagínese por ejemplo a Gerardito como presidente de la Generalitat entregándonos la copa y al locutor de la “Te ven tres” sin poder retransmitir el suceso debido a que se ha ahogado con sus propias babas del disgusto al terminar el partido.
    Imagíneso, imagíneselo.
    Un cordial saludo.

  2. gracias don perico por hacerse eco de mi propuesta. lo cierto es que no creí que la incorporase a uno de sus palotes, de ahí mi sorpresa y gratitud. aprovecho para refutar una de las consideraciones que hace don carlos. no niego que no lleve su parte de razón, pero en lo tocante a las dificultades de calendario y plantilla, mi opinión es que el RCDE podría disputar esas eliminatorias. en competición estamos en liga y copa del rey, rara vez en europa (ya ni recuerdo la última vez… la final de la uefa contra el sevilla). de modo que no supondría un esfuerzo inasumible disputar esa suerte de copa catalana, contando con que el RCDE ha de aspirar a contar con 23-24 jugadores de un nivel competitivo aceptable y esa sería una forma de dar minutos a todos los integrantes de la plantilla y permitiría al entrenador hacer pruebas y ver en partido oficial a todos los chicos, en particular a aquellos que gozan de menos minutos. y todo eso, téngalo presente, al margen de los malos malvadosos y de sus componendas

  3. Tras el plácido partido de esta tarde, quién lo diría (el partido más cómodo de toda la temporada), he de admitir que me daría mucho placer ver a “don Gerardito” dándole ese trofeo al capitán del RCDE, de llegar el caso, don Carlos, pero me he tomado la licencia de preguntar a algunos amigos y conocidos pericos por la propuesta de don Pótamo y aunque, es cierto, que nadie me ofrece una respuesta concluyente al respecto, si he podido constatar que la mayoría es hipercrítica con la participación de nuestro club en el trofeo de marras en su actual formato. Es un dato: sólo digo eso.

  4. Leo un comentario de JM Castillo y tiene toda la razón: como actual campeón del torneo el Girona FC se asegura la participación en la próxima edición, con lo que el RCDE no perderá el tiempo en el 2.020 con esa guasa de trofeo.

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario
Nombre