Siempre hemos hecho gala de que el deporte es el único objetivo de nuestro club. Y creo que así debe seguir siendo en el futuro.

Pero también conocemos las realidades sociales que existen en nuestra sociedad, no solo en nuestra tierra sino también internacionalmente. Realidades que no tratan de dividir ni de confrontar a la gente sino de ayudar para hacer un mundo mejor. Que no tratan de ideologías e intereses económicos sino de humanidad.

Saben los que siguen mis artículos que muchas veces intento trasladar una crítica constructiva para hacer del Espanyol un club mejor. Pero también es necesario transmitir todo aquello que se está gestionando de una manera excepcional.

Y en este sentido quiero poner en valor el trabajo que se realiza desde diferentes áreas departamentales para poner nuestro granito de arena en hacer un mundo mejor. Un trabajo que muchas veces pasa desapercibido pero que no por eso deja de tener una gran importancia. Los ejemplos que se pueden poner son muchos pero quiero recalcar las actividades que se hacen por parte del club ayudando a países africanos como Camerún.

El simple hecho de donar equipaciones y colaborar para escuelas de fútbol, ayudando en zonas de conflicto a exaltar los valores del deporte, del trabajo en equipo y las prácticas saludables nos hacen un poquito más grande.

O también el colaborar año tras año con la Asociación Española contra el cáncer en su recolecta para luchar contra esta ran problemática que nos afecta de una manera u otra a todos.

Pero junto a estas iniciativas hemos conocido una nueva actividad que aplaudo como aficionado. El hecho de que los empleados y deportistas de la entidad que quieran puedan dedicar el tiempo de su jornada laboral en un día concreto para hacer de voluntarios con el Banco de Alimentos demuestra que ser perico es mucho más que un sentimiento. Es implicación para mejorar la vida de la gente.

Sin mucho ruido, sin muchas palabras, pero con muchos hechos, los valores del escudo que representan el Espanyol me enorgullecen. Y esto no tiene precio.

David Mejía Ayra

Diputat del Parlament de Catalunya por Ciutadans.

Socio 4.311

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario
Nombre