Robert Hernando.- Ayer  14.000 almas llenaron el Palau Sant Jordi para asistir al concierto del carismático cantante asturiano Melendi. Entre ellas un humilde servidor de ustedes.  Melendi no es mi cantante favorito, ni tan siquiera su música es mi más preciado estilo, pero Melendi es un tipo que me cae bien y hace canciones divertidas, con letras geniales, que ha sabido combinar con muy buenos temas en su constante renovación como artista. Del chico rebelde de las rastas, a ir acercando paulatinamente su estilo cada vez más al de Joaquín Sabina. Grande de grandes que también supo renovarse y de qué manera. El asturiano es un artista del que me apetecía mucho disfrutar de su directo.

Yo como Melendi  soy más adepto de Extremoduro, grupo extremeño comandado por el genio Robe Iniesta que tienen un disco que lleva por título: Yo minoría absoluta. Así titule un artículo mío en el BIB a la semana de aparecer  aquel estupendo LP a la venta. Obviamente haciendo un paralelismo entre aquella genial frase y la afición del Espanyol. Pero no, no somos tanta minoría como quieren que seamos.

Nada más llegar al Sant Jordi  y mientras las luces no se apagan cerveza en mano estuve comentando los fichajes, las renovaciones con Pere Joan un vigilante de seguridad periquito que suele trabajar en conciertos con el que me encontré de casualidad a pie de pista. Ya más tarde por ese invento de las redes sociales te vas enterando de que la minoría se ha hecho grande también dentro del Palau.


MELENDI NO SE PONE LA AZULGRANA

Ya casi tocando el final del concierto, en plena apoteosis de un éxito detrás de otro,  de bailoteo, de manos arriba, de éxtasis colectivo, aparece Melendi en el escenario con una camiseta del Bar$a.

La cortada de rollo es monumental, para muchos, imaginen por ejemplo,  para Andrea la hija de Ramón Rius que estaba en primera fila, y así bastantes más… Entonces, el cantautor se acerca al micro, entre aplausos y silbidos, división de opiniones, y explica a quién quiere entenderlo porqué no se va a poner al camiseta del Barcelona. “Soy del Oviedo, me han regalado esta camiseta del Barça, pero no me la voy a poner por respeto a los pericos que hay que en el concierto”.

¡Olé tus huevos Melendi! – Un cantante de éxito asturiano que además ha confesado varias sentir simpatía por el Barcelona (al menos hasta ayer), en plena cresta de la ola, ha tenido más respeto y cariño por nuestro querido Espanyol que por ejemplo, por citar al más lerdo, el que fuera alcalde de Barcelona Xavier Trias y tantos, y tantos otros que me da pereza nombrar…

Tal precioso gesto a los pericos le otorgaron a Melendi aplausos enfervorecidos, pero también  le costó bastantes silbidos de más de un  impresentable. ¿Cómo podía atreverse un artista de tal calibre a no ponerse la camiseta del Barça en el Palau Sant Jordi justo la semana que Sandrusco había entrado injustamente en la cárcel? Pobres diablos, algunos ni lo entienden, ni lo entenderán, porque no son capaces de asimilar que no viven en una sociedad uniforme y aborregada… Jamás serán felices.

Cierto es también que las aficiones de  Oviedo y el Espanyol desde hace años tienen una muy buena relación y Melendi es muy de su Oviedo, al que quiere y respeta, también eso demostró ayer no poniéndose la camiseta culé…  Aquí en La Contra Deportiva ya éramos mucho de Melendo, pero desde ayer y para siempre también somos y seremos mucho de Melendi. ¡Puxa Asturies!

Comentarios

Comentarios

8 COMENTARIOS

  1. Lo mismo se puede contar de muchas formas muy bien Robert por darle alma a una noticia que nos ha encantado a los socios del RCDE

  2. Me cuestiono, tejiendo lunas en la madrugada, si la palabra vale más que los hechos en el ser humano.
    Humilde y nobleza en un camino de rosas y espinas, a estas alturas atea pero que siempre he creído en los empujones divinos.
    Nadie dijo que fuera fácil la vida,llena de piedras y obstáculos.
    De una muerte das a luz.
    Entre pétalos y rosas su majestad escoja.
    Progiene y eclosión
    MaTEMÁTICAs
    Cosmología:
    Parte de la astronomía que estudía el origen,las leyes y la evolución del Universo.
    Como me gusta la ley del mínimo esfuerzo y la lectura en diagonal.
    Así que vamos a la cama que hay que descansar para que mañana podamos madrugar.
    Instruida para el campo, los estudíos, la mano de obra, amo mi bella terra y las bellas artes.
    Buenas noches la pija del campo

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario
Nombre