El central costarricense del RCD Espanyol, Óscar Duarte, se ha sincerado en una entrevista concedida a la Federación costarricense de Fútbol. El zaguero perico, que ya comienza a ver la luz al final del túnel tras la convocatoria con los ‘ticos’, ha hablado de su larga lesión, su amor incondicional al Espanyol y su Selección, y de la rivalidad con el Barça.

Óscar Duarte cayó lesionado en el partido ante el Eibar de la temporada pasada en Ipurua.

Duarte ha afirmado que «echa de menos» jugar con su actual club, más después de cómo reaccionaron tras su lesión: «Lo echo de menos, claro. Estás todos los días trabajando y los compañeros apoyándote, que es lo más importante. Uno siempre debe estar luchando por jugar. Cuando no participas siempre es lo más difícil».

Además, el zaguero perico ha bromeado acerca de la eterna rivalidad con el FC Barcelona: «¡Yo soy perico! Los derbis siempre son intensos. El Espanyol se caracteriza por la familia y por la unión«.

El costarricense, que se encuentra concentrado con los ‘ticos’ en Málaga para disputar un partido amistoso frente a España, podría disputar sus primeros minutos esta temporada. «Estaba revisando el correo por la noche y vi la convocatoria. Esto me llenó de felicidad y estoy muy contento de regresar», ha afirmado eufórico el futbolista de Costa Rica.


Comentarios

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario
Nombre