Los chicos de Luis Blanco han sumado esta mañana en la Ciudad Deportiva tres puntos de mucho mérito. Venía el CD Numancia, un histórico llamado a ser de los equipos que lideren este grupo, pero no pudo ante un gran Espanyol.

A pesar del calor que hacía, vimos un muy buen partido. El Espanyol apenas concedió ocasiones al Numancia, aunque sí que tuvieron la más clara de la primera parte: Allyson remató al larguero un centro lateral en el 38. Antes, Rubén, Nabil y Álvaro habían tenido cada uno su ocasión para poner por delante a los locales.

En la segunda parte el Espanyol se adueñó más del partido y, detrás, la pareja de centrales se mostró muy seria: Recasens y Álvaro García fueron un muro. En el 57 llegó el gol: balón largo de Villahermosa, prácticamente de área a área, que controla Svensson para zafarse de su marca y, con una picadita, superar la salida de Isma Gil. Golazo y victoria.

Tras el gol, estuvo más cerca el segundo blanquiazul que el empate visitante. La más clara la tuvo Abde en el 65. Con el resultado ajustado podía pasar cualquier cosa, pero al final el botín se queda en casa.

En la próxima jornada el Espanyol B visitará al A.E. Prat.


Comentarios

Comentarios

Artículo anteriorNace Espanyol media
Artículo siguienteSólida victoria en Santander del Femenino (0-2)

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario
Nombre